JORDI

Siempre me consideré un «Buscador de la Verdad»; ya se terminó el tiempo de buscar o encontrar. Reconozco con certeza todo lo que se me ha dado y, en la amabilidad del presente, elijo este instante un pensamiento que trae verdad y amor, que es lo mismo.
Mi nombre es Jordi Cassà, nací en Sant Celoni, un pueblo muy cerca de Barcelona, febrero del 1978.

A los 20 años, conocí la meditación y me enamoré. Había algo en ella que me atraía sin saber el qué. Observarme y sentarme en silencio era todo un reto. Intuía que este camino traería más paz a mi vida.

En 1998, el camino me llevó al Templo Budista Dag Shang Kagyu (Huesca),donde seguí las enseñanzas y prácticas de esta filosofía unos 6 años, en la búsqueda interna del Yo, pudiendo empezar a reconocer y amar el silencio en un proceso profundo de introspección, no fué fácil.

Pude empezar a reconocer la mente (ego) o miedo como un pensamiento irreal, aunque sentía que estaba aún muy lejos de la realidad (¡qué paradoja! ¿verdad?).

Aprendí y practiqué los principios  de la meditación

asistiendo asiduamente a enseñanzas y Pujas (ceremonias) en el Centro Budista  Dag Shang Kagyu,(Huesca) y Casa del Tíbet (Barcelona), donde realicé los primeros estudios sobre el cultivo y funcionamiento de la mente, con Jetrul Jigme Rimpoche, Linaje Budista Kagyu.

Siento eterno agradecimiento

Entendiendo  que esos años fueron de gran ayuda, aportando orientación y conocimiento; Doy gracias, por los hermanos, maestros y enseñanzas que se cruzaron y siguen apareciendo en este camino. 

Desde entonces me ha acompañado la necesidad de conocerme y crecer. Ahora tomo absoluta responsabilidad  y dirección en el camino, hacia la felicidad.

Una tarde de Invierno, me encontraba en casa meditando  y  llegaron dos palabras a mi mente, en ese momento eran bastante desconocidas para mi. Una de ellas era Kundalini y la otra Gong.
Reconozco este momento como una absoluta canalización y un regalo que el destino me tenia preparado en ese momento de transición y cambio que estaba viviendo.
Estas dos palabras me aportaron  gran ayuda, y un positivo cambio  en mi vida.
Realicé dos formaciones de Kundalini Yoga

un  año cada una en la escuela Escuela Yoga Vida, Sevilla EYA(European Yoga Alliance).

Posteriormente profundice en esta enseñanza formándome como maestro Acuariano / profesor de Kundalini yoga, con la escuela Karam Kriya España, dirigido por Shiv Charan Singh, y su equipo de formadores Nam Hari Kaur · Ardas Singh · Seva Kaur · Raghurai Singh. certificado por KRY (Kundalini Research Institute). 

Amo esta filosofía de vida y este camino.

Kundalini Yoga me ha llevado a aprender y experimentar hermosos y valiosos conocimientos, tomando verdadera y absoluta conciencia del tesoro que se encuentra en la enseñanza que  trajo Yogi Bhajan.

Amo esta filosofía de vida y este camino. Con mucho respeto y gratitud, sigo esta enseñanza, tal como fue enseñada por los yoguis hace miles de años, la comparto y la practico diariamente en Sadhana, ofreciendo lo mejor de mí en absoluta devoción.

Igual me pasó con el Gong.
Desde los 20 años siempre estuve usando  Cuencos Tibetanos. Pero fue más tarde, cuando me formé en SonoterapiaGong.
Pude experimentar una  completa sensación de unidad a través de la vibración del Gong.
Sintiendo un camino con  este hermoso instrumento, reconociendo algo ya en mí.  Nunca me hubiera imaginado que llegaría a dedicarme a ello. Desde entonces ya son centenares  los talleres y conciertos que he realizado y sigo compartiendo con mucha gratitud.
La gran conexión que he tenido con el sonido y la vibración  desde muy pequeño, hace que siga aprendiendo y formándome en diferentes técnicas de Sanción y Comunicación a través del sonido, como por ejemplo Diapasones, Cantos de Armónicos, Técnicas Vocales, Icaros Ancestrales  etc.. 
 

Si quieres hablar conmigo
Estoy a tu servicio